22 de febrero de 2019


Preguntas, tareas de investigación e hipótesis

El “punto de inicio” de toda investigación es un problema de investigación. Este se expresa a través de preguntas que reflejan nuestra curiosidad sobre un tema determinado. Todas las lecturas, las entrevistas, análisis, observaciones y demás actividades de investigación tendrán el cometido de responder a estas preguntas. Si la pregunta está bien formulada, entonces por sí misma generará nuevas preguntas relacionadas y sugerirá las tareas de investigación necesarias para responderlas. Si la pregunta es defectuosa, todo el proceso de investigación se puede venir abajo, por lo que es necesario poner mucha atención en la formulación de preguntas de investigación.

Es necesario aclarar que el método en la investigación académica no constituye una inexorable hoja de ruta mecánica y lineal que se debe seguir de principio a fin de manera irreflexiva. Toda ruta de investigación tiene pliegues, momentos de inflexión en donde aparecen cosas no previstas que nos obligan a cambiar de rumbo y reorganizar todo el proceso. En toda investigación, las preguntas pasan por un proceso de “refinamiento” antes de alcanzar una forma operativa (Andrews 2003, 4). Por esta razón, las preguntas de investigación no constituyen un criterio coercitivo que determine todo el trabajo de principio a fin. Pueden y deben cambiar a lo largo de la investigación y muchas veces las preguntas iniciales desaparecen en favor de otras mejor formuladas y más acordes con lo que estamos descubriendo. No es infrecuente que las preguntas definitivas solo puedan expresarse correctamente al final de la investigación. De este modo, las preguntas de inicio pueden tener un valor heurístico, es decir, ser operativas para la generación de ideas, aunque no necesariamente persistan hasta el fin de la investigación.

Por último, cuando hablamos de “punto de inicio” nos estamos refiriendo también a un proceso formal que requiere de una investigación previa, estudio, corazonadas e intuición. Si al inicio no existen preguntas o no están suficientemente bien establecidas, entonces se puede comenzar por intuiciones o lecturas, las preguntas ya irán apareciendo poco a poco.

Es muy común encontrarse con que lo que consideramos una pregunta fundamental de la investigación, a la luz de lo que hemos descubierto, de la información que hemos obtenido, o de las interpretaciones que hemos realizado, poco a poco se desplaza a un sitio subordinado al final de toda la pesquisa. Debido a que el proceso de investigación debe ser crítico, es fundamental que el autor perciba cuando los resultados de su estudio le exigen revisar la organización jerárquica de sus preguntas, transformar algunas, sustituirlas o incluso excluirlas o cambiarlas por otras más productivas y coherentes con la investigación.

En este apartado vamos a analizar las características de una buena pregunta de investigación, qué elementos debe tener, cómo reconocerlas y de qué manera se obtienen preguntas secundarias a partir de una pregunta principal, estableciendo un orden jerárquico entre ellas que es fundamental para la investigación. Luego presentaremos algunas estrategias prácticas para la generación de preguntas de investigación.

1. Definiendo la pregunta de investigación.
La pregunta o preguntas de investigación son la expresión formalizada de los problemas o inquietudes que la investigación quiere resolver o abordar. Articulan el conjunto de cuestiones, intrigas, dudas y curiosidades que tenemos sobre el tema que investigamos. Las preguntas deben de ser prácticamente solucionables y expresarse de manera clara y específica, sin ambigüedades o contradicciones. Por supuesto, deben responder a los intereses del investigador, pero también deben abordar inquietudes que otros miembros de su comunidad académica consideren de interés, o asuntos cuya solución, reflexión y tratamiento, signifique un aporte para ella: toda investigación se inserta en un espacio social (comunidad científica o artística acotada o sociedad en general). Se espera que la investigación revise críticamente lo que se ha dicho o hecho sobre ese asunto y diga o haga cosas diferentes sobre el mismo, o por lo menos que expanda esa mirada crítica.

Hay muchos aspectos que han de tomarse en cuenta para definir una buena pregunta. Una buena pregunta debe resolverse dentro de tiempos razonables o establecidos. Las fuentes de información deben estar físicamente asequibles y ser manejables por el investigador, por ejemplo, deben estar escritas en idiomas que conoce y cuyo lenguaje o construcciones teóricas estén a su alcance. Una buena pregunta de investigación siempre necesita compañía. Lo mejor es trabajar con varias preguntas relacionadas. Cada una de ellas debe atender un problema de investigación a la vez y debe ocupar un lugar preciso en una estructura jerárquica, donde la principal es la más importante y de la cual deriven las posteriores. También es posible la aparición de preguntas encadenadas: la respuesta tentativa a una pregunta puede dar lugar a otras preguntas y así sucesivamente. En ocasiones, este sistema permite ir acotando y perfeccionando paulatinamente la calidad de las preguntas de investigación.

2. Buenas y Malas preguntas de investigación
A continuación se sintetizan las características de una buena pregunta de investigación:

• Refleja los intereses e inquietudes del investigador, está vinculada a sus competencias y es relevante para su entorno.

• Su resolución es viable en el contexto en que se realiza la investigación. Debe ser posible responder a la pregunta recurriendo a los recursos disponibles y en los plazos establecidos.

• Permite trabajar inmediatamente.

• Genera más preguntas subordinadas o coordinadas.

• Sugiere las tareas de investigación especificas necesarias para resolverla.

• Permite establecer criterios para evaluar si se ha respondido adecuadamente o no.


En términos generales, los principales problemas al momento de redactar preguntas de investigación suelen ser los siguientes:

• Preguntas demasiado vagas o amplias.

• Preguntas demasiado específicas que se agotan pronto y puede ser que no soporten toda una investigación.

• Preguntas capciosas o falaces que intentan inducir un tipo determinado de respuesta.

• Preguntas que no se refieren a problemas concretos.

Aquí una serie de preguntas improductivas. Supongamos que estamos haciendo un trabajo de investigación sobre el flamenco. Estas serían unas malas preguntas:¿Qué es el flamenco? ¿Qué significa y qué implica?  ¿Cómo se practica? ¿Se practica bien? ¿Se puede practicar mejor? Este tipo de preguntas pueden funcionar bien como parte de un ejercicio de brainstorm, pero por sí mismas no son útiles para el trabajo de investigación.

Una pregunta de investigación mala o regular puede dar lugar a buenas preguntas si la sabemos trabajar. Por ejemplo:

¿Cómo se relaciona la sociedad y los aspectos históricos de la vida de Beethoven con sus obras? Para que la investigación pueda realizarse en tiempos establecidos, esta pregunta tendría que acotarse a un período concreto. Por ejemplo: ¿Cómo se vinculan los sucesos sociales tras la invasión de Viena por Napoleón en 1809 con la composición de la sonata para piano nº 26 op.81a Les adieux?

¿Porqué hay tantas escuelas de flamenco en Japón? Esta pregunta puede representar la curiosidad de un investigador, sin embargo, para que sea operativa es necesario especificar un poco más el tema, circunscribiendo nuestra investigación a un período y un lugar concretos: ¿Cuáles son las causas artísticas y sociales que han influido en la proliferación de escuelas de flamenco en la ciudad de Tokio durante la última década?

3. Generación de preguntas de investigación.
Las preguntas de investigación no se generan espontáneamente en el vacío de ideas y de experiencias. Difícilmente un investigador se despertará algún día con la mente llena de preguntas si no ha adquirido previamente un bagaje de conocimiento sobre el argumento de su interés. Es preciso que el investigador alimente su curiosidad sobre un tema para que pueda hacerse preguntas. Lo primero que se recomienda para este proceso es recopilar y estudiar la información disponible sobre el argumento seleccionado. Las fuentes pueden ser de diferente naturaleza, libros, artículos, grabaciones, videos, workshops, películas, obras de arte, performance, charlas, sitios de internet, etc.  Por otra parte, será necesario desarrollar algún sistema que permita documentar las ideas más importantes que se recaban durante el proceso (apuntes, esquemas, etc.), con el objetivo de recuperar los datos de las fuentes de información que pueden ser útiles. Cada investigador puede inventarse su propio sistema, siempre que sea sistemático y coherente, aunque es recomendable emplear sistemas estandarizados en otras disciplinas como las fichas bibliográficas, véase Blaxter, Hughes, and Tight (2005) y Rojas Soriano (2006).

Como ya se ha dicho, las preguntas iniciales irán transformándose hasta convertirse en preguntas operativas para el proyecto. Cuando comienzan a surgir las preguntas, es necesario establecer una jerarquía entre ellas.

A continuación, se sintetizan algunos consejos prácticos para la elaboración de preguntas de investigación:

• Recolectar información sobre el tema elegido y desarrollar sistemas para registrar las ideas principales.

• Es aconsejable desarrollar algunos ejercicios de brainstorm que permitan identificar y acotar el foco de interés. Estos ejercicios se pueden realizar en distintas fases del proceso de investigación.

• Las preguntas deben reflejar las inquietudes del investigador y precisar el tema a estudiar. Se han de evitar las preguntas vagas, excesivamente generales o demasiado específicas.

• Las preguntas van cambiando durante el proceso de investigación.  


Otro ejemplo de preguntas de investigación:

Hace unos años trabajé sobre la música en internet, específicamente con Videomemes. Para desarrollar el proyecto partí de las siguientes preguntas fundamentales:

1. ¿Qué es exactamente un videomeme musical?

2. ¿Cuántas clases de ellos existen?

3. ¿Cuáles son sus mecanismos de acción?

4. ¿Cómo son sus procesos de producción-reproducción-propagación?

5. ¿Qué motiva a un usuario/a de la red a descargar, modificar y volver a subir a internet un videomeme musical?


Estas preguntas resultaron muy productivas. Mira la siguiente sección para observar cómo se coordinan estas preguntas con sus respectivas tareas de investigación. 


4. Tareas de investigación: la Metodología
Las tareas de investigación no son otra cosa que la descripción de todas las actividades que debemos realizar para responder a cada pregunta de investigación.  Cada actividad se debe evaluar, planificar y organizar,  y además debe insertarse en una metodología de investigación reconocida académicamente.

Las metodologías fundamentales son de tres tipos y las tareas de investigación más comunes son las siguientes:

1. Investigación documental
  • Lectura de libros, artículos de revistas, periódicos, informes, manuscritos, etc.
  • Análisis de partituras, de archivos de audio o vídeo o de cualquier otro material audiovisual

2. Métodos cuantitativos
  • Encuestas
  • Experimentos.

3. Métodos cualitativos

  • Observación y observación participante
  • Entrevistas y entrevista a profundidad
  • Grupos focales. 

Tomemos por ejemplo la pregunta expresada anteriormente: ¿Cuáles son las causas artísticas y sociales que han influido en la proliferación de escuelas de flamenco en la ciudad de Tokio durante la última década? Para responderla es preciso establecer cuáles son las actividades de investigación necesarias. El investigador debe recopilar y estudiar toda la información sobre el fenómeno, estableciendo listados con los textos más importantes que debe estudiar y fichar. También deberá mantener actualizados sus conocimientos sobre la actividad musical en Tokio, para lo cual tendrá que revisar constantemente publicaciones periódicas que describan dicha actividad y le permitan ver cuál es el lugar que ocupa el flamenco. Un proyecto de este tipo también contemplaría la realización de trabajo de campo en Tokio, para lo cual sería necesario contactar previamente con algunos informantes que nos permitan entrar en el ambiente y entrevistar a los personajes claves. Habría que diseñar las entrevistas y planificar las jornadas del trabajo de campo.

Veamos otro ejemplo, si la pregunta de investigación fuera ¿Cuáles son las características que debe tener un buen acompañamiento en la guitarra flamenca?, algunas tareas útiles para responderla serían entrevistar o hacer una encuesta entre varios cantaores y guitarristas, e identificar las grabaciones que son consideradas como modelo de buen acompañamiento y también aquellas que no lo son, estableciendo comparaciones entre ambas. Si el investigador es guitarrista, también podría hacer observación participante, acompañando el mismo a diferentes cantaores con el objetivo de identificar los elementos de interpretación que ellos consideran más adecuados.

Volvamos al proyecto de videomemes. ¿Qué tareas hay que realizar para responder a cada pregunta?

1. ¿Qué es exactamente un videomeme musical?
Primero hay que conseguir libros y artículos que hablen sobre los memes en particular y sobre los videomemes musicales. De estos últimos no encontré bibliografía. Así que mis tareas consistieron en leer y contrastar las diferentes definiciones generales sobre memes. Las comparé, analicé, critiqué y a partir de ahí pude realizar mi propia definición de video meme musical (Ver Lopez-Cano 2019).

2. ¿Cuántas clases de ellos existen?
Para responder esta pregunta tuve que analizar todo el corpus de videomemes que recopilé.

3. ¿Cuáles son sus mecanismos de acción?
Para esta pregunta tuve que leer bibliografía que analizaba videos en imágenes (es sobre lo que más se ha escrito), para después desarrollar una metodología de análisis propia para los videomemes musicales.

4. ¿Cómo son sus procesos de producción-reproducción-propagación?
Igual que lo anterior. Primero tuve que revisar bibliografía sobre memes en imágenes (imágenes macro es su nombre técnico) para luego desarrollar mi propio modelo de análisis de estos procesos.

5. ¿Qué motiva a un usuario/a de la red a descargar, modificar y volver a subir a internet un videomeme musicalPara responder esta pregunta tuve que hacer muchas entrevistas a usuarios que habían participado modificando y recirculando algunos de los videomemes que estudié (ver López-Cano 2019).

5. Hipótesis
Constituyen respuestas tentativas a las preguntas de investigación. Se trata de explicaciones verosímiles, posibles o plausibles, sobre los problemas planteados. La investigación intentará apoyar las hipótesis o bien descubrir su inconsistencia para proponer otras. Proponer hipótesis demuestra que hemos estudiado el tema lo suficiente como para aventurarnos a adelantar algunos de los resultados de la investigación. Por supuesto que en la medida que la investigación vaya proponiendo nueva información las hipótesis pueden cambiar mucho.

Veamos algunas hipótesis que pude establecer sobre los Videomemes justo al comenzar la investigación. A lo largo de ésta pude descartar algunas hipótesis, sustituir algunas hipótesis defectuosas por otras más plausibles y bien verificar algunas de mis intuiciones.

1. ¿Qué es exactamente un videomeme musical?
Es una manera de apropiarse, transformar, reciclar y volver a poner en circulación un video musical alterado previamente.

2. ¿Cuántas clases de ellos existen?
En el momento de comenzar la investigación me dí cuenta que había por lo menos dos tipos: aquellos en los que personas reales actuaban frente a la cámara imitando algún videoclip y otros en los que empleaban imágenes de conciertos ensamblados sobre músicas de origen completamente distinto. Dentro de éstos me di cuenta que había remezclas en las que se usaban imágenes de varias fuentes y otras de una sola fuente. La banda de sonido siempre se mantenía idéntica. En algunos casos se editaba la duración original. 

3. ¿Cuáles son sus mecanismos de acción?
El punto fundamental está en las estrategias de edición y montaje de la imagen sobre la música de distinto origen. 

4. ¿Cómo son sus procesos de producción-reproducción-propagación?
Muy probablemente sigan los procesos de los memes de imagen: instauración de reglas, afirmación de las mismas y transformación. 

5. ¿Qué motiva a un usuario/a de la red a descargar, modificar y volver a subir a internet un videomeme musical?
Por lo pronto puedo ver que hay imágenes que son más fácil de sincronizar con músicas diferentes y que cada usuario de la red usa música popular de su país para reeditar la imagen de una banda de rock internacional.
___________

Imaginación investigadoraexisten proyectos o circunstancias en las que se te facilita partir del diseño de preguntas. Pero en ocasiones puede ser que se te vengan a la mente con mayor facilidad las tareas de investigación que puedes hacer o incluso las hipótesis. En este caso simplemente describe al detalle estas tareas para luego formularte las preguntas de investigación que estarían destinadas a responder. O bien, detalla las hipótesis que tengas para luego diseñar tareas y preguntas. 

Las primeras fases de investigación requieren que abras espacio a procesos heurísticos, es decir, a estrategias creativas a las que hay que entregarse para ir formando rutas de trabajo eficaz. 


Sobre las preguntas, tareas e hipótesis de investigación en investigación artística véase Lopez-Cano y San Cristóbal (2014).

Mira la sección Objetivos y justificación para observar cómo se coordinan estas preguntas y tareas con sus respectivos objetivos. 



___________

Referencias
Andrews, Richard. 2003. Research Questions. London; New York: Continuum.

Blaxter, Loraine, Hughes, Christina, y Tight, Malcolm. 2005. Cómo se hace una investigación. Barcelona: Gedisa.

Eco, Umberto. 2001. Cómo se hace una tesis. Barcelona: Gedisa.

López-Cano, Rubén, y Úrsula San Cristóbal. 2014. Investigación artística en música: problemas, métodos, paradigmas, experiencias y modelos. Barcelona: Fonca-Esmuc.

López-Cano, Rubén. 2019. «“The Who live in Sinaloa”: Videomemes musicales, punctum, contrapunto cognitivo y lecturas oblicuas». Artículo enviado para su publicación.

Rojas Soriano, Raúl. 2006. Guía para realizar investigaciones sociales. San Rafael: Plaza y Valdés.

Entradas principales